Procesion cristo de medinaceli madrid

salida de la catedral de sevilla gran poder 2021

Desde el Domingo de Ramos hasta el Domingo de Resurrección, miles de personas acuden a Madrid para participar en diversas procesiones y festividades. Se trata de una temporada especial en la ciudad que celebra la fiesta más importante del calendario cristiano. Prepárese para ver las escenas del sufrimiento, la muerte y la resurrección de Jesús representadas por los miembros de las cofradías católicas. Incluso si no es demasiado religioso, estas procesiones de Semana Santa pueden ser muy impresionantes. Además, podrá asistir a los conciertos de música de iglesia que se celebran en las catedrales de Madrid. Asimismo, los restaurantes y pastelerías ofrecerán platos clásicos de temporada, como la sopa magra de pavo y guisantes y las torrijas dulces.

Al final de la Semana Santa, el Domingo de Resurrección, se celebra en la Plaza Mayor la Tamborrada de Aragón, en la que los cofrades llenan las calles de Madrid con un toque de tambor en honor a la Fiesta de la Resurrección de Cristo. Esta procesión es quizá el acto más multitudinario que se celebra durante la festividad.

La torrija es un plato obligatorio de la Semana Santa madrileña. Es una tostada dulce, empapada en leche con canela y azúcar. Entre los platos típicos de pescado están los Soldaditos de Pavía (rodajas de bacalao con corteza crujiente), los guisantes de pavo asados (con espinacas, bacalao, patatas y huevos cocidos) y las croquetas de bacalao.

Procesion cristo de medinaceli madrid 2022

Quizá se sorprenda al leer el título de este artículo y se pregunte, ¿existe realmente la Semana Santa en Madrid? Curiosamente, a pesar de que Madrid es la capital y la ciudad más poblada de España, la semana pasa desapercibida. ¿Por qué? Le damos algunas respuestas.

Algunos apuntan a la poca fama que rodea a la Semana Santa madrileña por las comparaciones con la espectacular Semana Santa que se desarrolla en Sevilla, Zamora o Toledo; o para otros, es el hecho de que, al ser la capital administrativa, la ciudad no puede estar paralizada durante varios días por las procesiones; hay quien dice que Madrid es una ciudad «hecha para el tráfico» y que si se sacaran las procesiones de los barrios históricos, el caos circulatorio sería terrible, y por último, hay quien dice que su interés histórico está relacionado con que muchas iglesias, tallas y obras de arte fueron destruidas por los bombardeos durante la Guerra Civil, desapareciendo muchas cofradías y quedándose sin objetos o reliquias que proteger.

Sin embargo, olvidando los hechos históricos, el crecimiento, el tráfico y la guerra podemos decir que la Semana Santa de Madrid tiene un encanto que pocas tienen; su descubrimiento. Puedes estar paseando al atardecer por la ciudad y encontrarte de repente con una procesión de Jesús de Medinaceli o una sobrecogedora procesión del silencio. No obstante, te recomendamos que acudas a una oficina de turismo donde te detallarán los recorridos de estas procesiones… ¡O pregunta en nuestra escuela! Algunas pasan cerca de nosotros.

Procesion cristo de medinaceli madrid del momento

La celebración de la Pasión de Cristo es una de las tradiciones más importantes de España, y Madrid no es una excepción. Aunque, como siempre, los españoles suelen aprovechar estas ocasiones tradicionales más para salir a divertirse que para alegrarse realmente de los orígenes religiosos de los acontecimientos.

Desde el siglo XV, Madrid celebra los acontecimientos descritos en el Nuevo Testamento sobre la muerte, crucifixión y resurrección de Jesucristo con los tradicionales «pasos». Se trata básicamente de iconos religiosos, sacados de sus lugares habituales de reposo en las iglesias de la ciudad y paseados por las calles a hombros de los «costaleros», normalmente jóvenes que se sienten profundamente privilegiados al tener que luchar bajo el inmenso peso de las estatuas religiosas, balanceándose a veces precariamente a bordo de pesadas plataformas. En Madrid se celebran una veintena de estas procesiones religiosas durante los días previos al Domingo de Resurrección.

El Domingo de Ramos inicia la Semana Santa con dos procesiones tradicionales en Madrid. El icono del «Cristo de la Fe y del Perdón», una estatua del siglo XVIII de Luis Salvador Carmona, y la estatua religiosa de «Santa María Inmaculada Madre de la Iglesia», salen de la Basílica Pontificia de San Miguel, situada en San Justo, a las 4 de la tarde, y desfilan por las calles de los alrededores. Algunos lugareños compran ramas de palma y hojas de laurel como recuerdo de la entrada triunfal de Cristo en la ciudad de Jerusalén.

Procesion cristo de medinaceli madrid 2021

Este templo, declarado basílica menor por el Papa Pablo VI en 1973, se levanta en el solar del antiguo Convento de Trinitarios Descalzos de Nuestra Señora de la Encarnación. Es la sede canónica de la Archicofradía Primada de la Real e Ilustre Esclavitud de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Medinaceli.  En la actualidad está regentada por una comunidad de la Orden de Hermanos Menores Capuchinos.

La famosa estatua de Cristo mide 1,73 metros de altura y data de la primera mitad del siglo XVII. Fue tallada en Sevilla, lo que explica que su iconografía corresponda a la de Cristo escuchando su «Sentencia». En 1682 fue traída a Madrid, donde llegó entre rumores de milagros. Ese mismo año se celebró la primera procesión, a la que asistió «todo Madrid»: fieles plebeyos, la nobleza y la casa real. Desde entonces, cada año se celebra una gran peregrinación el primer viernes de marzo, a la que asiste un miembro de la familia real para rezar al famoso Nazareno.