Club registra pérdida de 227.399 € para la temporada 18-19 .

Basket Zaragoza cerró 2018-19 con un resultado negativo de 227.399 euros, pérdidas que decidió acumular en pérdidas de años anteriores. El 100% del capital de la entidad votó a favor de este saldo y su aplicación en la junta general de accionistas el 27 de diciembre, registrada en el acta de dicha junta en las cuentas anuales del club. También presenta las cifras del ejercicio 2017-2018, que finaliza con un saldo positivo de 216.819 euros debido a una corrección correspondiente a 228.000 euros en una subvención que se reconoció en resultados durante 16-17 .

Por lo tanto, los fondos de maniobra negativa presentados por el SAD al 30 de junio de 2019 ascendieron a 1,599,000 euros, por lo tanto, desde un punto de vista comercial, se debió a una disolución obligatoria como capital más préstamos de capital menos de la mitad del capital social Por este motivo, en la reunión del 27 de diciembre, se aprobó la reducción de capital de 650.000 euros para reequilibrar esta situación contable. A finales del ejercicio 2018-19, el capital social era de 2.430.648 euros, representado por 401.760 acciones con un valor nominal de 6,05 euros cada una.

Esta es una reducción que la entidad se vio obligada a hacer después de su última extensión, que no se ha suscrito por completo. El 27 de diciembre de 2017, el Consejo de Administración aprobó un aumento de capital de 1.500.000 euros, de los cuales se suscribieron 833.448 euros. Al final del año fiscal 2018-19, había tres accionistas con un paquete de más del 10%. Business & Moments Group 2007, por Reynaldo Benito, con 155,863 acciones (38.8%), la Fundación Basket Zaragoza con 64,000 títulos (15.93%) y Lumbrada 2000, por Emilio Garcés, con 46,521 acciones (11.58 %)

El 1 de marzo de 2018, la compañía vendió las 6,000 acciones propias que tenía desde septiembre de 2011 a un precio de 6.05 euros cada una. Esta operación resultó en pérdidas de 23.700 euros que se registraron en la sección de reservas de las cuentas para el año académico 17-18, debido a la diferencia entre el valor nominal al que se adquirieron inicialmente y el valor nominal de las acciones al momento de la venta

El 13 de junio de 2018, el club formalizó una política de préstamos de 430,000 euros, con vencimiento el 30 de junio de 2020. Al final del año fiscal 18-19, el saldo pendiente ascendía a 256,000 euros. El contrato está garantizado por los derechos de propiedad de las subvenciones que recibirá el Gobierno de Aragón para la temporada 2017-18 y cuyo importe (831.000 euros) se completó a expensas del año académico 2018-19. Por lo tanto, al final de esta temporada 2019-2020, tenía 218.757 euros en espera de pago por este motivo.

Al 30 de junio de 2019 y 2018, el club había registrado préstamos de capital de 209.943 y 432.670 euros respectivamente, formalizados por los accionistas durante la temporada 2016-17 debido a aumentos de capital incompletos. Durante la última temporada, la compañía devolvió a estos accionistas parte de los préstamos por valor de 222.727 euros.

Savovic ganó 90,000 euros en su última temporada como manager

Predrag Savovic, director del club hasta agosto pasado, recibió en su última temporada en el club, 2018-19, un total de 90,000 euros. Monto que incluye sueldos, subsidios y remuneraciones de todo tipo. Durante el año académico 2017-18, el importe fue de 66.271 euros. Durante las dos temporadas, los miembros de la junta directiva no recibieron ninguna remuneración de ningún tipo, ni la compañía otorgó préstamos o compromisos relacionados con fondos de pensiones, seguros de vida. etc. Savovic ingresó como director de la entidad en el verano de 2017 para reemplazar a Jesús Aznar y dejó el club al final de su contrato en agosto de 2019 para regresar a Bilbao Basket.

El nuevo sitio web de la entidad cuesta 16.000 euros.

El nuevo sitio web que la entidad puso en servicio durante la temporada 2017-18, y que estuvo listo a partir de entonces, representa 16.000 euros en sus arcas, como lo demuestran las cuentas anuales aprobadas por unanimidad por el junta general de accionistas el 27 de diciembre. Una cifra registrada en la sección Activos intangibles en progreso y transferida a la de las aplicaciones de TI. La amortización de las aplicaciones informáticas se realiza aplicando el método de línea recta durante un período de cinco años. La entidad ha revisado completamente su imagen, con un nuevo logotipo, luego la nueva página web. Durante la campaña 2016-17, gastó 10.260 euros para el nuevo himno, el registro de la marca Basket Zaragoza y la nueva identidad visual. Además, pagó 4.055 euros por el desarrollo de páginas web. Durante el curso 2015-15, asignó 10.633 euros correspondientes al desarrollo de la aplicación móvil.

Escribe un comentario